Contra las cuerdas


Llegan los partidos decisivos de la fase de clasificación para la EURO 2008 de Austria y Suiza. Muchos grandes del fútbol europeo, como Italia o Inglaterra, han ido dejando escapar oportunidades, hasta que han llegado a este momento, en el que se enfrentan a una situación de vida o muerte. Otros en cambio, como Portugal o España, supieron dar los golpes precisos en el momento exacto, y ahora apenas les falta un punto o dos para clasificarse, después de haber sufrido contra selecciones como Armenia o Irlanda del Norte.

Lo que se vivirá en Glasgow este próximo sábado será una auténtica final, entre la gran sorpresa de la fase de grupos, Escocia, y los actuales campeones del mundo, Italia. Bien es verdad, que a los italianos les basta con el empate para clasificarse, y que este empate beneficiaría a Francia, el otro combinado que lucha por una de las dos plazas de este grupo, y la clasificaría también automaticamente. Los escoceses aplazaron la última jornada de la liga de su país, para preparar con más tiempo este encuentro ante los azzurri, vital para sus intereses. En Italia, mientras tanto, se hace alusión estos últimos días a “la maldición del 84”. Después de ganar el Mundial de España ’82, el cuadro transalpino no consiguió el pase a la fase final de la Eurocopa de Francia ’84. En la tierra de Caruso y Tornatore están aterrados ante la posibilidad de que se repita la historia, después de que se hayan proclamado campeones en la última edición de la Copa del Mundo, en Alemania.

Por otra parte, el grupo de Inglaterra es un auténtico caos. Croacia está ya con un pie en Austria y Suiza, y Rusia depende de sí misma; si gana sus dos próximos compromisos ante Israel y Andorra (los dos fuera de casa), estará dentro. Los ingleses no dan una, y por si fuera poco, el último rumor que salió a la luz (recordemos la “credibilidad” que nos aporta nuestra querida prensa inglesa), desvela la posibilidad de que los jugadores de la selección de Israel se dejen perder ante Rusia, para así provocar el desastre en las islas, y que de este modo los Pross no consigan su objetivo de clasificarse. ¿Qué interés tiene Israel en fastidiar a los Gerrard, Lampard y compañía? No lo sé, la verdad. Bienvenidos al maravilloso mundo del sensacionalismo inglés.

Aquí están los momentos en que los campeones salen a relucir, y nos enseñan porque son los más grandes. Los italianos son unos expertos en esos menesteres, y seguro que defenderán con casta su nueva camiseta en Cardiff. Los ingleses llevan un tiempo como nosotros, instalados en la maldición de los cuartos de final, pero con la diferencia de que ellos tienen un Mundial en sus vitrinas (¿robado?). Francia tiene algo, un toque de suerte que le acompaña en los momentos clave, ya sea contra España, como casi siempre, o en cualquier partido de los que han ganado injustamente en estos últimos diez años (Portugal en el 2006, Italia en el 2000, etc…). Mi predicción: los tres estarán en el sorteo de la Fase Final que se celebrará en la ciudad suiza de Lucerna el próximo 2 de diciembre. Les bleus, the lions, y gli azzurri. Allí estarán. Y alguno de los tres se colará en la final de Viena. Le pese a quien le pese.

DoKiÈh – 16.11.2007

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: